top of page
judge-hammer.jpg
Buscar
  • Foto del escritorRemates y Ventas

Castells incorpora el ADN digital a su cultura del remate

Rumbo a celebrar sus 200 años, la emblemática casa de subastas se sube a la ola digital para seguir creciendo.

Santiago Castells, Federico Pereyra, Juan Castells (parados) junto a Andrés Castells, María Castells (sentados), al frente de la casa de subastas creada en 1835.

Desde sus inicios en el año 1835, Castells es referente en la actividad de las subastas dentro y fuera de fronteras. Se trata de una empresa familiar líder, inspirada en sus arraigados valores forjados en el pasado para actuar en el presente y mirar siempre hacia el futuro.


Castells, hoy liderada por la cuarta generación de profesionales martilleros, sigue avanzando dentro de su cultura emprendedora del remate. Es así que, previo a la emergencia sanitaria declarada ante la pandemia del coronavirus en marzo de 2020, la casa de subastas ya había incorporado el ADN digital a su actividad en su permanente apuesta a la expansión.


En 2018 habíamos comenzado nuestra experiencia digital con la realización de algunos remates online de bienes muebles ubicados fuera de los límites de Montevideo, con el objetivo de tener un mayor alcance en el interior del país, comentó Andrés Castells.

Al mobiliario, objetos de arte, alhajas, pinacoteca, platería criolla, materiales de construcción, herramientas y maquinaria, sus rubros tradicionales, se sumaron linea blanca y coleccionables. Tampoco estuvieron ajenos los remates de inmuebles y ganaderos.


El remate 100% online significó un cambio de paradigma para Castells. A partir de la experiencia tecnológica adquirida y sin descuidar el nivel de excelencia del servicio profesional del martillero, se establecieron las bases de la moderna actividad de Castells, donde el uso de la plataforma digital es prácticamente vital en este tiempo de distanciamiento social, cuidados sanitarios y una drástica caída de la actividad presencial.


DOS DÍGITOS

La modalidad virtual de los remates tuvo una respuesta inmediata entre los clientes de Castells, sobre todo, con una mayor llegada al interior del país. Desde el exterior —Argentina, Brasil, Europa y Estados Unidos—, despiertan mayor interés los remates de pinacotecas, objetos de arte y alhajas.


En 2020, la firma registró un crecimiento de dos dígitos frente a 2019, gracias a la consolidación del modelo de negocios del remate 100% digital. Y las perspectivas son aún más favorables.


Hoy los remates que realizamos son 100% virtuales, con 2000 lotes semanales y una cartera de clientes que supera los 16.000 usuarios, señaló Castells.

El remate online se lleva a cabo entre 3 y 5 días, y toda mercadería subastada se encuentra en exhibición en su tradicional local de Galicia 1069. Una vez cerrada la subasta, el mejor postor recibe un correo electrónico de confirmación de la transacción. El artículo adquirido en remate se puede pagar desde la propia plataforma digital con tarjeta de crédito o débito VISA, así como en las redes de cobranza Abitab o Redpagos.


También se puede realizar una transferencia bancaria o bien asistir a las oficinas de Castells para efectuar el pago correspondiente.


MODELO HÍBRIDO

La producción de remates digitales demanda un tiempo mayor, de modo que necesariamente la mercadería debe tener otra vía de salida.


La modalidad del remate virtual llegó para quedarse, aunque concebida bajo una estrategia híbrida ya que una vez que la situación sanitaria así lo permita vamos a regresar a cierta presencialidad, afirmó Castells.

Desde el pasado mes de noviembre, la firma mantiene un crecimiento sostenido del 10% en su nivel de actividad, que puede ser aún mayor cuando Uruguay deje atrás la emergencia sanitaria declarada por el Poder Ejecutivo. «Tenemos como objetivo retomar los remates presenciales, por lo menos dos veces a la semana», apuntó Castells.


La vocación emprendedora de la casa de remates también va de la mano de la fortaleza de la adaptación a los cambios ante los desafíos planteados. «Todas estas modificaciones son muy importantes en la cultura del remate, donde nosotros veníamos con una forma de trabajar durante muchos años que ha cambiado; nuestra forma de realizar la actividad ya no es ni será la misma», reflexionó Castells.


En tanto, la plataforma castellsonline.com.uy apronta su evolución, para reunir a los remates presenciales y los virtuales.


Fuente: ENTRA AQUÍ


15 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page